Internacional

Cobró parte de los US$ 528 mil que pagaron por asesinato: Policía colombiana tras venezolano que participó en sicariato de fiscal paraguayo

Alexander Arredondo / Venezuela RED Informativa.us

Las autoridades colombianas anunciaron este miércoles una recompensa de hasta 132.000 dólares por información que permita ubicar y capturar a uno de los presuntos involucrados en el asesinato del fiscal paraguayo Marcelo Pecci.

El prófugo Gabriel Carlos Luis Salinas Mendoza, de nacionalidad venezolana, es señalado de transportar en una moto acuática a la persona que disparó en tres ocasiones contra el fiscal paraguayo hasta causarle la muerte en una playa privada del Caribe colombiano.

Salinas Mendoza es buscado en 194 países miembros de Interpol mediante una circular azul expedida por Colombia, en la que se señala que podría desplazarse especialmente a Venezuela, Ecuador, Perú y Panamá.

El director de la policía colombiana, general Jorge Luis Vargas, aseguró en el anuncio oficial que tienen información que apunta a que Salinas Mendoza “se fugó hacia Venezuela con unos dineros que serían producto presuntamente del homicidio del fiscal Pecci”. La operación criminal habría costado más de 528.000 dólares, según la fiscalía.

Por el crimen del fiscal antimafia cometido el 10 de mayo en las playas de Barú, en Cartagena, han sido capturadas cinco personas, a quienes les fueron imputados los delitos de homicidio agravado y porte de armas. Tras ser judicializados en Cartagena, el jueves arribaron a Bogotá, donde serán trasladados al búnker de la fiscalía y luego a una prisión de máxima seguridad.

El fiscal paraguayo Marcelo Pecci, fue asesinado en Colombia por parte de personas desconocidas, cuando se encontraba pasando su luna de miel, junto a su esposa Claudia Aguilera.

El funcionario trabajaba actualmente en investigaciones relacionadas con el narcotráfico y su labor estuvo envuelta en resonados temas de corrupción y crímenes, como lo fueron el asesinato de la hija del gobernador de Amambay y otras tres personas en Pedro Juan Caballero, en octubre de 2021; y en el muy resonado caso de la provisión de documentos paraguayos falsos al ex futbolista brasileño Ronaldinho, que fue detenido en Paraguay en marzo de 2020.

Pecci habría sido herido de bala en la península de Barú, en la ciudad colombiana de Cartagena, donde celebraba junto a su esposa la noticia de que estaba embarazada. Según publicó el diario Última Hora, los presuntos atacantes se movilizaban en motos acuáticas.

El fiscal tenía 45 años y era uno de los agentes del Ministerio Público de Paraguay designados en el megaoperativo “A Ultranza”, que investiga un masivo esquema de narcotráfico y lavado de dinero, recordó el periódico local ABC.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba
A %d blogueros les gusta esto: