CRITERIOS Con Pablo Medina Carrasco

De afuera hacia adentro

Las cucarachas del siglo XXI comprendieron hace mucho tiempo que los gobierno siniestros que los acompañan en el propósito de robarse a Venezuela solo sirven, solo son buenos como chulos, como proxenetas de su parapeto de estado.

Cuba, Rusia, China, Irán y el bojote de grupos armados dedicados al terror como oficio internacional que tienen tropas, armas y logística dentro de Venezuela solo son “cuidadores”, espalderos de unos delincuentes pegados al poder del país, cuyo único propósito consiste en saquearlo.

Excepto para proteger y velar por la sobrevivencia, sustentabilidad y blindaje internacional del régimen, los gobiernos de esos países neocoloniales solo tienen valor como disuasivos frente a otros estados. Pero, ninguno de ellos, ni todos ellos juntos, están en capacidad verdadera de echar a andar exitosamente, producir y comercializar los inmensos recursos sobre los cuales flota Venezuela. Todos esos estados, metidos en una licuadora apenas dan la cuota inicial de una economía socialmente productiva. Incluyo a China. China es hoy en día lo que es gracias al capital y a la tecnología de maquila inyectado por Japón, Estados Unidos, Corea del Sur y Alemania sobre un territorio férreamente controlado por la maldad del Partido Comunista de los Trabajadores Chinos.

Así, zapatero a sus zapatos. Con algunos gobiernos del mundo el régimen de Caracas hace negocios grandes, buenos y productivos económicamente; mientras que con otros solo se relacionan por lo podrido, lo perverso, lo funesto que son o que pueden llegar a ser, si alguien de afuera intentara meterse con los intereses de Padrino, Diosdado o Maduro.

Recuerden, y por favor nunca lo olviden: los antes mencionados junto con sus pandillas son solo rufianes, malandros; expertos en robo a mano armada, chantaje, extorsión y malas mañas. No son ni estrategas ni estadistas: solo son criminales que la buena suerte, la habilidad, la total carencia de escrúpulos y la conchupancia con una parte de la oposición política de Venezuela, les facilitó colearse para hacer con el país y con nuestra gente lo que les venga en ganas.

Así las cosas, y comprendiendo que el control institucional de la Venezuela echada a perder está del lado de los malos, allá, dentro del territorio, hay muy poco que hacer.

Yo sostengo que, dada la naturaleza del régimen venezolano así como de las telas de arañas de las relaciones internacionales que este ha venido tejiendo a través de los años, la expulsión de la porquería del siglo XXI debe iniciarse desde afuera HACIA ADENTRO, que los de adentro responderán.

Igualito que como se atornillaron y se hicieron fuertes adentro, dándoselas de guapos, apoyados e intocables gracias a sus “amigos” de afuera, hay que darles de la misma sopa.

Como esto va pa’ largo, ¿les parece que mañana miércoles continuemos con la idea y con las propuestas que la Resistencia ha desarrollado?

Pero igual, Venezuela: ¡no te sigas dejando joder! ¡Vamos a ponerle fin a esta VAINA!

www.venezuelainformativa.us no se hace responsable de la opiniones que aquí se publican. Es total responsabilidad del escritor

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba