CRITERIOS Con Pablo Medina Carrasco

El plan Babilonia de Fidel Castro y Chávez

El Observatorio de los Servicios Públicos en Venezuela reporta que el 80% de los hogares en nuestro país, repito, el 80% de las casas en Venezuela sufren cortes o bajones eléctricos diariamente. Con un promedio de apagado de 4 a 7 horas al día, el venezolano NO cuenta con un servicio eléctrico normal para vivir.

Y esas cifras son del último trimestre del fin del año pasado. Me explico: deben haber crecido, igual que se quedaron arriba los precios de los pimentones y del resto de los ingredientes para hacer las hallacas, que no han bajado ni por el carajo en lo que ya va de nuevo año.

Por otro lado, el sistema de limosnas de la patria dice contar con 30 millones de carnetizados. Pero los bonos con nombres estúpidos que lanza el régimen solo llegan, si acaso, a 10 millones de venezolanos. De manera que, según sus propias cuentas, tienen por fuera a 20 millones de personas.

Sigo. Los servicios de atención y salud primaria hace añales dejaron de existir en Venezuela. Los chicheros que aún conserva el régimen de La Habana en Barrio Adentro, que continúan fingiendo ser médicos, se han robado o revendido muchos de los equipos que una vez llegó a tener el sistema. Ahora uno puede ver esos mismos equipos funcionando en casas particulares o en ratoneras que mal llaman clínicas privadas, que de socialistas no tienen nada. Todo lo cobran y en buenos dólares. Y la falta de pericia y la mala praxis plenamente autorizada es compensada con alguna pastillita milagrosa de los prestigiosos laboratorios cubanos y mucha macumba. Y puedo seguir y seguir hasta que usted deje de leerme u oírme por cansancio o aburrimiento.

Pero no crean ustedes que es simple incompetencia, no, para nada, Lo anterior forma parte de un plan bien concebido para que el venezolano huya del país.

Sin embargo, lo único importante, lo único interesante y de lo cual supuestamente depende el chorro petrolero venezolano y la “libertad” de toda la nación venezolana, lo único que interesa tanto al Departamento de Estado de Estados Unidos, como a los miembros de la muy mercenaria oposición venezolana, los inhabilitados y los habilitados, el régimen, los enchufados y los dedicados a la “industria electoral nacional e internacional”, consiste en la realización, lo más pronto posible, de un nuevo fraude electoral «Hecho en Socialismo».

Pero el venezolano contrariamente a lo esperado ha resistido y el régimen de Maduro y el G2 cubano han fracasado, porque una parte del plan Babilonia para esta fecha 2024 estimaba una población de 10 a 12 millones de habitantes, porque cuando pasan de 20 millones y además ariscos como el venezolano, las cosas se complican.

Por eso Venezuela: ¡No te dejes joder!

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba