El Fogón de la Editora

ESTO ES PERSONAL

Yolanda Medina Carrasco / Venezuela RED Informativa.us

Pero bueno, ¿todavía alguien lo pone en duda? Acá, allá en Venezuela y en todos lados se sabe que Maduro es colombiano.

Mi hermano Pablo es uno de los que lleva años echando el cuento, y hasta ha ido a la Villa del Rosario, cerquita de Cúcuta, Departamento del Norte de Santander. Ha conversado varias veces con los vecinos de la familia Maduro de toda la vida. Claro que los recuerdan de antes de irse a vivir a Venezuela.

Total: nuestro país está en las redes de las peores potencias del mundo, y dentro del bolsillo de otro extranjero. Eso explica muchísimas cosas. Entre los traidores criollos que alquilan a Venezuela y los que no les duele porque no son de allá, estamos fritos.

Con Chávez nos conseguimos con un acomplejado social, mediocre, embustero, ladrón y, de paso, un abusador que le gustaba golpear a las mujeres.

La foto que Glenda ha hecho circular del día de la Primera Comunión de Maduro es imposible que deje de ser colombianísima. Él, paradito con cara de santo entre la madre y el padre, es observado por el retrato de Francisco de Paula Santander. Santander, el gran traidor de Bolívar. Santander, quien adjuró de la masonería para quedar bien con el poderoso clero de la Nueva Granada. Santander, el héroe de la Colombia profunda. Santander en la casa de los Maduro.

Quién habría podido decir ese día que aquel muchachito, años después, despedazaría a la Venezuela del mismísimo Simón Bolívar. Continuaría la mala obra de Hugo Chávez. Y terminaría de dañar todo lo bueno que nuestro país había logrado construir durante tantos años.

Maduro, que de santico solo en las fotos de chiquito, resultó ser la última de las desgracias por la cual tenía que pasar un país tan bello como el nuestro.

www.venezuelainformativa.us no se hace responsable de la opiniones que aquí se publican. Es total responsabilidad de la escritora

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba