Internacional

Gobierno de Ucrania asegura que más de 300 personas murieron en bombardeo ruso sobre teatro de Mariupol

Alexander Arredondo / Venezuela RED Informativa.us

Las autoridades ucranianas dijeron el viernes que unas 300 personas murieron cuando un ataque aéreo ruso hizo estallar la semana pasada un teatro en Mariupol donde se refugiaban cientos de civiles, una pérdida catastrófica de vidas civiles que, de confirmarse, probablemente aumente aún más la presión sobre las naciones occidentales para que envíen más ayuda militar.

En un vano intento de proteger a los que estaban dentro del teatro resguardándose de los misiles y los ataques aéreos que Rusia ha lanzado sobre las ciudades, se colocó una enorme inscripción que decía «NIÑOS» en ruso fuera de la gran estructura con columnas para hacerlo visible desde el aire.

Durante días, el gobierno ucraniano no pudo dar un recuento de bajas por el ataque del 16 de marzo en las ruinas sitiadas de Mariupol. La publicación en su canal de Telegram el viernes citó a testigos oculares, pero no estaba claro de inmediato si los trabajadores de emergencia habían terminado de excavar las ruinas del teatro o cómo llegaron los testigos a la horrible cifra de vidas perdidas.

Aún así, la imagen emergente de innumerables bajas podría volver a centrar la atención en la negativa hasta ahora de los países de la alianza de la OTAN a suministrar aviones de combate o volar patrullas para proteger el espacio aéreo de Ucrania, a pesar de las repetidas súplicas del asediado presidente del país.

La magnitud de la devastación en Mariupol, donde los cuerpos han quedado sin enterrar en medio de los cráteres de las bombas de los ataques implacables, ha dificultado la obtención de información. Pero poco después del ataque, el comisionado de derechos humanos del parlamento ucraniano dijo que más de 1.300 personas se habían refugiado en el teatro, muchas de ellas porque sus casas fueron destruidas por el asedio de Rusia. El edificio tenía un refugio antibombas en el sótano y algunos sobrevivientes emergieron de los escombros después del ataque.

El nuevo número de muertos informado se produjo un día después de que el presidente estadounidense, Joe Biden, y los líderes aliados prometieran que vendría más ayuda militar para Ucrania . Pero no llegaron a proporcionar el armamento pesado que el presidente ucraniano, Volodimir Zelenski, dijo que se necesita con urgencia. Las naciones de la OTAN temen que proporcionar aviones, tanques y la zona de exclusión aérea en el espacio aéreo de Ucrania podría aumentar el riesgo de que se vean envueltos en un conflicto directo con Rusia.

Estados Unidos y la Unión Europea anunciaron el viernes un movimiento para apretar aún más a Rusia económicamente: una asociación para reducir la dependencia de Europa de la energía rusa y agotar lentamente los miles de millones de dólares que el Kremlin obtiene de las ventas de combustibles fósiles.

Incluso sin un conflicto directo entre las fuerzas rusas y de la OTAN, la crisis de seguridad más grave de Europa desde la Segunda Guerra Mundial llevó las relaciones al punto de ruptura. El Kremlin está irritado por el endurecimiento de las sanciones contra la economía, la moneda y los líderes empresariales de Rusia acusados ​​de apoyar al presidente Vladimir Putin. Su ministro de Relaciones Exteriores, Sergey Lavrov, caracterizó el viernes la presión occidental como “una verdadera guerra híbrida, una guerra total”.

“Y los objetivos no están ocultos”, continuó, “se declaran públicamente: destruir, romper, aniquilar, estrangular la economía rusa y a Rusia en general”.

En los pueblos y ciudades ucranianos que día a día se asemejan cada vez más a las ruinas que las fuerzas rusas dejaron en campañas anteriores en Siria y Chechenia, la miseria para los civiles se agudiza cada vez más.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba
A %d blogueros les gusta esto: