El Fogón de la Editora

GRITOS DE HAMBRE

Yolanda Medina Carrasco / Venezuela RED Informativa.us

El régimen de Caracas, igual que el engendro que destruye al pueblo cubano, pretende tapar el cielo, la verdad, solo con sus sucios dedos. Porque tratar de esconder lo que está ocurriendo en las calles de toda Venezuela es un imposible. La gente, mi gente, sin posibilidad alguna de esconder la verdad, está lanzada exigiendo la cancelación de sus sueldos y pensiones en dólares indexados.

Los medios de comunicación, por su parte, como siempre, transmiten comiquitas por sus pantallas, y en las radios solo salen programas de farándula. De eso sabemos; ya los conocemos. En la Venezuela de mentira-mentira no pasa nada. Solo ocurren cosas en la Venezuela de verdad-verdad. En ella, es imposible esconder lo que no se puede ocultar. Nuestro pueblo camina con rumbo a querer vivir.

Venezuela, mi país, está derramada. Venezuela, mi país, camina por el medio de las calles. Venezuela, la nuestra, está resteada con la vida. Venezuela exige salir del hambre, sola, como siempre, porque con lo que nuestra gente gana no se compra casi nada.

Quien quiera entender, entendió. Una nación no puede vivir con unos salarios ni con unas pensiones pagadas en una moneda con la cual no se puede comprar nada para vivir.

Si el aparato de complicidades y silencio del régimen pretende mantener su menú de mentiras, ya verá quien le cree. La protesta en mi país es estomacal, es de vida o muerte.

Venezuela sabe de hambre. Con o sin apoyo de los medios tradicionales. Con o sin el apoyo de los cuatro gatos vendidos al régimen. Con o sin el supuesto liderazgo de una clase política venida a menos en nuestro país, Venezuela no se callará.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba