Internacional

La CIDH pidió al régimen venezolano  información sobre presos políticos en El Rodeo I

Glenda Romero / Venezuela RED Informativa.us

La Corte Interamericana de Derechos Humanos pidió al Estado venezolano que, antes del 11 de abril,  informe sobre  los privados de libertad por motivos políticos que se encuentran en la cárcel del Rodeo I, la cual en principio es para reos comunes.

 La solicitud ocurre después de que el pasado 18 de marzo el Observatorio Venezolano de Prisiones (OVP) denunció  la situación de los presos políticos a quienes hace días  trasladaron al Rodeo I, “establecimiento penitenciario que fue reinaugurado y convertido en un penal de torturas”, según el OVP.

Esta ONG  es representante de las medidas provisionales dictadas por la CorteIDH en el año 2008, cuando ésta falló a favor de la población privada de libertad del Internado Judicial Capital El Rodeo I y El Rodeo I y  reiteró a la CorteIDH que la situación de extrema gravedad y urgencia, pudiera ocasionar daños irreparables a la población penal. En ese sentido la CIDH ha advertido que ”se requieren medidas para evitar en forma eficaz la pérdida de vidas y daños a la integridad personal de los internos”, dice la resolución de la CorteIDH.

El OVP destacó ante la CIDH que los traslados a presos políticos no se realizaron de conformidad con la legislación nacional y de acuerdo a los estándares internacionales, sino que hubo un traslado forzoso. El OVP destacó la delicada situación de salud que muchos de los internos presentan y  que se deteriora por las condiciones de reclusión en la que permanecen, y que ahora, desde su traslado en febrero, no tienen acceso a medicinas. A los reclusos no se le permitió llevarse consigo los artículos personales, además, los incomunicaron, mientras que a los familiares y abogados no les informaron de estas medidas.

En la comunicación dirigida  a la CorteIDH, el OVP señalas  las condiciones de reclusión en el Rodeo I, las cuales son violatorias de los derechos humanos,  “ los presos políticos duermen en el suelo, expuestos a los zancudos en una celda con una letrina como baño; cada 15 minutos los custodios golpean sus rejas para despertarlos; no consumen alimentos suficientes y de calidad, lo poco que comen lo hacen con las manos; no tienen agua potable, deben bañarse en 5 minutos; no pueden realizar llamadas telefónicas y carecen de actividad física”.

En las visitas penitenciarias, la organización denunció que a los visitantes las encapuchan mientras los custodios, también con los rostros cubiertos y sin posibilidad de identificarlos, los llevan hasta el lugar donde se realiza la visita, en la que, sin contacto físico y en muy corto tiempo, pueden interactuar con los presos, bajo permanente vigilancia de los cuerpoos de seguridad.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba