CRITERIOS Con Pablo Medina Carrasco

La Unión Europea se arrastra hasta el capo mayor

¡Qué papelón más feo le ha dado por hacer a la Unión Europea con el régimen de Venezuela! ¿No les dará un poquito de pena?

¡De arrastrados y jalabolas con Maduro y sus secuaces no pasan de ser! Resulta que hacen del conocimiento público, como la gran cosota, el levantamiento de las sanciones personales sobre una parte de los rufianes del siglo XXI. Y lo más bonito del caso es que a quienes supuestamente les levantan las prohibiciones de entrada al territorio de la Comunidad o les renuevan los permisos para que movilicen sus fondos sucios por la banca de Europa, se dan el tupe de escupirles en la cara.

Elvis Amoroso, el capo de la mafia electoral en Venezuela, quien ha sido beneficiado por la medida de “perdón” de la Unión Europea le manda a decir que se vayan bien lejos pal carajo. Que ni acepta sanciones ni acepta perdones. Lo mismo el canciller del régimen, quien insiste en que o les levantan las medidas a todos los rufianes del régimen o a ninguno.

Bruselas, que no haya como sacarse de encima las descomunales presiones de la industria de hidrocarburos europea, tiene que pegarse a las autorizaciones del Departamento de Estado de Estados Unidos para que sus empresas hagan negocio con el régimen de Venezuela.

Y así, en un arrebato de jalabolismo imposible de superar, la alta diplomacia europea se apura en quitarle el veto y levantarle las restricciones personales a una serie selecta de pajarracos bolivarianos. Pues según la cancillería de la UE tienen puestas sus mayores expectativas para la realización exitosa de unas impecables elecciones libres, justas y limpias el 28 de julio.

Total, María Corina, Edmundo y cualquier otro que aparezca en el reverso del tarjetón de Maduro: ¡rodaron! Si alguno de ustedes estaba contando con que la Unión Europea sería fiadora de la transparencia electoral de ese domingo, no se vistan que no van.

A la Europa oficial, a la Europa cómplice con el mal, a la Europa que está loquita por meterse de lleno en la piñata de los recursos abundantes y baratos de Venezuela, con que trafica el régimen de Maduro, se le ven demasiado las costuras.

Por otro lado, ante la reacción desparpajada de los hampones del siglo XXI, es evidente que los reales mal habidos de la Venezuela corrupta ni están ni pasan ya por Europa de manera significativa.

Siguiendo los consejos del mismísimo rey de España, Maduro y sus bandas han comprendido perfectamente que para tener lo robado bien lejos y fuera del alcance de estos y otros hipócritas de ocasión no hay nada como los “milagros” económicos del Oriente Medio.

Por eso Venezuela: ¡No te sigas dejando joder! ¡Vamos a ponerle fin a esta VAINA!

www.venezuelainformativa.us no se hace responsable de la opiniones que aquí se publican. Es total responsabilidad del escritor

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba