CRITERIOS Con Pablo Medina Carrasco

Los bonos PDVSA rojos rojitos

En poco menos de 20 años, Chávez y sus facinerosos destruyeron a una de las 10 mayores industrias petroleras del planeta. No queda ninguna duda: ¡estos tienen la mano pesada y el bolsillo profundo!

Si cualquiera en Venezuela se atreve hoy por hoy a perder el miedo y pasa cerca de las refinerías de El Palito en Puerto Cabello o en Amuay en Falcón, lo único que logrará mirar son peligrosos tubos oxidados y humeantes, y tanques desconchados con la frase estúpida de Rafael Ramírez: “PDVSA es roja-rojita”. Es que un huracán de desgracias nacionales continuas se quedó soplando y acabando con el país en manos de esta gente.

Esos cachivaches destrozados por el tiempo y por la falta de mantenimiento fue lo que usaron los tramposos del régimen para emitir los bonos PDVSA. Un negocio redondo para enchufados, la banca nacional siempre “pegada” con los guisos del siglo XXI, bolichicos y delincuentes del régimen. Así, con activos inservibles y una menguadísima capacidad de producción y refinación de petróleo, pidieron plata prestada para robarse hasta el último centavo.

Nuevamente: así hicieron otros millones sobre millones todas esas joyitas. En complicidad con la parte más sucia de Wall Street, recibieron dinero bueno contra activos y capacidad de producción destruida. A sabiendas, plenamente conscientes, que nunca iban a pagar lo que recibieron como préstamos. Así que, solo renovaban una y otra vez los mismos papeles truqueados para mantener entre los panas, el pago de los jugosos intereses cancelados en dólares.

Hablamos de una trampa multimillonaria que produjo rentas inimaginables en dólares, que pasaron del 13% anual. Una estafa monumental, llena de cómplices silenciosos que hoy se arrastran por las paredes del mundo, pidiendo que levanten las sanciones sobre esos Bonos Chatarra, y ellos, pobrecitos, puedan recuperar “sus” reales “invertidos”.

Esta cuesta arriba que esos mismos inversionistas “ingenuos” y “timados” en su buena fe por el régimen del cual forman parte, se acerquen a CHEVRON, quien es ahora la nueva PDVSA, para que le quiten la calificación de Bonos Basura a sus papeles por cobrar.

Porque ahora, todos esos maleantes están en otra cosa.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba