CRITERIOS Con Pablo Medina Carrasco

Nunca lo hicieron

Pablo Medina / Venezuela RED Informativa.us

Mientras que en Japón los únicos individuos que no están obligados a hincarse ante la presencia de su Emperador son los maestros, en Venezuela Nicolás Maduro y sus pillos aplastan a nuestros docentes como les da su real gana.

Una y otra vez los roban, les arrebatan sus conquistas gremiales y les repiten los sueldos y bonos vacacionales de 2022 a valores de 2021 como si nada.

El tremendo déficit de personal docente, administrativo y de apoyo en planteles y liceos que atraviesa hoy en día el país es descomunal. Es imposible ni vivir, ni mantener una familia con lo que gana un docente en Venezuela.

Las universidades se están quedando vacías, tanto de muchachos como de profesores. Nadie sobrevive en un país hiperinflacionario con sueldos de hambre.

La payasada de autoridades ministeriales que existen en el país, que se supone deben atender las políticas y la gestión educativa en la Venezuela roja-rojita, solo saben decir mentiras y engañar a los gremios con argumentos estúpidos, todos ellos traídos de La Habana. Son mentirosos, es decir, mentirosos compulsivos, imposible creerles ni la hora.

Son incapaces de cumplir con la más mínima convención colectiva, fueros y compromisos contraídos. Un régimen que se dice “socialista” se burla de los logros e historia de reivindicaciones acumuladas por años en uno de los sectores más importantes para el futuro de cualquier país: el educativo.

Las manifestaciones y tensiones de calle apenas están en sus comienzos. Muchos, muchísimos de nuestros profesores y docentes se niegan obstinadamente a escapar de un país que es suyo, por más que el régimen les incite a diario a tirar la toalla. Simple: es la gente que, generación tras generación de venezolanos, han enseñado a amar a Venezuela tanto a niños como a jóvenes.

Una vieja maestra de escuela una vez me dijo: “carajito que no juega con tierra, no aprende a querer a su país”.

Estos miserables del régimen y sus secuaces, definitivamente, nunca, pero NUNCA LO HICIERON.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba