Opinión

Qué bien dice la verdad Yolanda Medina Carrasco

Don Chucho / Venezuela RED Informativa.us

Otra de la Dinastía y además con bien ganada fama en EE.UU. de adivinar el mañana como si viniese del Templo de Delfos.

Y para auscultar ese mañana Yolanda Medina Carrasco (YMC), además de lo que presupone como Oráculo, toma las propias palabras de Mr. Trump en distintas ocasiones.

Y a continuación una transcripción editada libremente.

«¡Trump vino, y vino bien bravo!», «Trump llegó pegando, y pegando bien duro», «Habla de recuperar el liderazgo en América y de América en el mundo», «Sostiene que ‘da vergüenza ver a los Estados Unidos de América flotando como un corcho a la deriva, sin brújula'», «¡Y mentira no es!».

«Trump, sin hacer ninguna concesión a la demagogia y la mentira dice» -refiriéndose a la apología gay- que Dios diseñó y «creó sólo dos géneros: hombre y mujer,» por lo que «hay que derrotar el nuevo culto al género, qué no mejora en nada ni al país ni al mundo».

«…Y no continuar confundiendo, anota Trump, a la juventud con los enredos artificiales de una supuesta lucha entre géneros qué no existe; qué para lo único que sirve es para esconder la baja capacidad de acción de una administración federal vacía y sin sustancia sobre lo importante.

Y anota YMC «que para Donald Trump, la única ideología qué tiene sentido y peso en este país es la creencia ciega en el Destino Manifiesto de los Estados Unidos de Norteamérica», por lo que «recuperar el prestigio y la presencia norteamericana en el mundo, va más allá de la producción industrial o del American First».

«Es aterrizar a este país en sus roles y sus responsabilidades ante un planeta cada vez más sucio y complicado».

«Es retomar con fuerza y valentía los valores y los principios en los cuáles cree este país y ha crecido desde los Padres Fundadores:

  • la familia
  • la fe en el desempeño y en la inventiva personal
  • el ingenio y la búsqueda de la felicidad»

Para Mr. Trump, el «Panamericanismo bien entendido», es «el verdadero patio de la libertad continental». E insiste qué es positivo «Todo aquello que enfrente a la porquería con que los regímenes de Cuba, Nicaragua y Venezuela sojuzgan a sus naciones”.

También agrega YMC que en los muchos años que tiene viviendo en EE.UU., ha fácilmente percibido que  «la América qué yo conozco está atravesando unos de sus peores momentos». Que «Estados Unidos está, hoy en día, detrás de las fuerzas más oscuras y tenebrosas del planeta Tierra». Qué «América necesita recuperar nuevamente su autoestima y su propia percepción de Potencia…».

Y es perceptible para YMC, e incluso para los más calificados politólogos y futurólogos del mundo, que ante el drama y riesgo que corre la Civilización de Occidente por la falta de liderazgo qué atraviesa el poder en EE UU e incluso los errores garrafales qué incurren quiénes lo ejercen, se impone, -casi como si fuese predestinado- que sea Mr. Donald Trump, a quién los padres superiores de los EE.UU., han ungido para que la gran nación del Norte retome su camino digno y sean nuevamente para bien  de la humanidad,  amos del poder mundial, ya que ello además de convenir a USA, conviene a la Civilización de Occidente y a la paz y prosperidad mundial, máxime qué Mr. Trump ha proclamado que su esperanza respecto a los países del Tercer Mundo es qué éstos accedan al Primero, a través de una política de EDUCACIÓN TECNOLÓGICA audaz, qué impulsaría vigorosamente su gobierno y con la gracia de Dios, nuestro señor Jesucristo.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba