CRITERIOS Con Pablo Medina Carrasco

Venezuela: Tierra de nadie

No nos caigamos a cobas: Venezuela ya no es, ni remotamente, una Tierra de Gracia, como alguna vez la llamó el almirante Colón cuando se consiguió con las bocas del majestuoso Orinoco.

Hoy Venezuela, nuestro país controlado por mafias de maleantes que dicen ser un gobierno, es Tierra Arrasada. Tierra saqueada y golpeada; tierra de nadie. Un millón de kilómetros cuadrados cortado
por trincheras llenas de ratas voraces de lado y lado, controlada por un puñado de aprendices de
políticos, ladrones y forajidos con uniformes verde oliva y trajes muy caros. Hoy no es PDVSA la que
invita a la empresa petrolera francesa a fin de que invierta en Venezuela, es la empresa petrolera
Chevron de EE.UU. la que hace la invitación. Mientras el actual gobierno de Biden desconoce el
Tratado de Ginebra de 1969.

No permitamos que aquellos maleantes consigan confundirnos. La riqueza que sale de las entrañas de Venezuela todos los días no se traduce en prosperidad para nuestra nación. Aquellos miserables se
reparten solo entre ellos el tesoro de un país bendecido por la abundancia Divina.

Los sueldos y las pensiones de los trabajadores y jubilados en Venezuela siguen siendo de hambre. Con ellas, ni los abuelos ni los activos, llegan a cubrir sus necesidades.

Lo mismo que tampoco lo que una vez fue un estado, interviene hoy en mejorar la calidad de vida de los
venezolanos con las fabulosas entradas que recibe el país. El país, ese que se queda pegado a los bolsillos de los Diosdados, los Maduros, los Padrinos, los Rodríguez y una pequeñísima pandilla de mafiosos que se cogen lo que no es de ellos desde hace casi 25 años.

Y yo sé, lo sé también perfectamente, no estoy diciendo nada nuevo ni para usted, ni para ningún gobierno del mundo decente, ni para nadie. Pero seguimos haciendo poco, muy poco, para salir de este
enredo. No pasamos de la trampa electoral en donde nos atrapa el régimen de cucarachas de Caracas
cada cierto tiempo. No avanzamos mucho como país decente que contempla ya sin mayor molestia, que
la democracia protagónica de estos bichos esconde una dictadura feroz y cleptómana, que repite siempre
a los mismos rufianes.

Por eso Venezuela: ¡No te sigas dejando joder! ¡Vamos a ponerle fin a esta VAINA!

www.venezuelainformativa.us no se hace responsable de la opiniones que aquí se publican. Es total responsabilidad del escritor

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba