Internacional

Joshua Holt demandó a Maduro por las torturas que sufrió  cuando estuvo preso en Venezuela

 Glenda Romero / Venezuela RED Informativa.us

Joshua Holt, el norteamericano que estuvo preso por casi dos años en Venezuela, demandó a Maduro, al tiempo que le acusa de encabezar una «empresa criminal» que secuestra, tortura y encarcela injustamente a ciudadanos estadounidenses.

La denuncia la presentó ante el tribunal federal de Miami y hasta ahora, es la última de una serie de demandas de estadounidenses contra el régimen de Maduro por sus presuntos vínculos con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia, o FARC, que Estados Unidos ha designado grupo terrorista.

Holt pide ser indemnizado por los daños que él y su familia  sufrieron en virtud de una ley federal poco usada, que es  la Ley Antiterrorista, que confisca los activos de los victimarios y terroristas extranjeros, violentar dlos derechos humanos de estadounidenses.

Holt, en su denuncia detalló que después de ser arrestado lo llevaron a un sitio de construcción abandonado y allí lo alinearon contra una pared, simulando un  fusilamiento, pues  le apuntaban con armas y disparaban, escribió.

“Fue un simulacro de ejecución: las armas no estaban cargadas”, según la denuncia. “Josh pensó ‘este es el punto en el que voy a morir”.

Holt perdió 60 libras en los primeros seis meses de su encarcelamiento. Y casi sin tratamiento médico, soportó cálculos renales, bronquitis y una dolorosa fractura en un diente mientras estaba recluido en una pequeña celda hedionda y sin baño.

Su esposa, Thamy Holt, también fue encarcelada y presionada varias veces, para que firmara una confesión de que su marido era parte de un complot de la CIA, pero ella nunca aceptó hacerlo.

Finalmente, en 2018, Holt sería liberado como resultado de negociaciones clandestinas dirigidas por un miembro del personal del senador Bob Corker, un republicano de Tennessee que presidió el Comité de Relaciones Exteriores del Senado antes de jubilarse en 2019. 

Según la denuncia, el carcelero de Holt, Gustavo González López, entonces jefe de la policía de inteligencia, reconoció la naturaleza falsa de los cargos tras la liberación del estadounidense. 

«Lamento que hayas tenido que pasar por esto», dijo González López, según la denuncia, a Holt mientras escoltaba lo escoltaba hasta un avión que lo llevaría a la libertad y a una cita inmediata en la Casa Blanca con el ex presidente Donald J. Trump.

La demanda busca daños y perjuicios por el trauma que los Holt dicen que ellos y sus seres queridos siguen sufriendo, incluidos trastornos de ansiedad, insomnio y depresión.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba