Internacional

Estudio internacional revela que desde 2014, 187 migrantes venezolanos han perdido la vida intentando escapar hacia islas del Caribe

Úrsula Montenegro / Venezuela RED Informativa.us

El Proyecto Migrantes Desaparecidos, de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM), reveló que desde el año 2014 murieron o desaparecieron 187 migrantes venezolanos en rutas hacia las islas del Caribe.

Este proyecto lleva a cabo un seguimiento actualizado de los siniestros en rutas de migración de todo el mundo, precisó que en América Latina en total han muerto o desaparecido 8.543 migrantes, de ellos 4.852 en el cruce de la frontera mexicano-estadounidense, 503 en el Caribe viajando hacia EE.UU,, 342 en el Darién y 328 en el cruce marítimo de República Dominicana a Puerto Rico.

Con respecto a 2023, el proyecto indicó que al menos 1.078 migrantes, de los cuales 74 eran menores de edad, fallecieron o desaparecieron en el continente americano en lo que va de año.

Además de los venezolanos, han muerto o desaparecido 64 migrantes que iban desde Haití a República Dominicana y 17 en travesías por el Caribe hacia Centroamérica.

Las estadísticas actualizadas indican que el año más cruento en las rutas migratorias americanas fue hasta ahora 2022, con 1.457 muertos o desaparecidos, seguido de 2021, con 1.316, mientras que el año del periodo estudiado en el que hubo menos víctima fue 2014 (493).

La región de las Américas (América del Sur, Central y del Norte y el Caribe) «se caracteriza por flujos migratorios mixtos complejos y dinámicos, tanto intrarregionales como extrarregionales», señala la OIM.

«Entre las personas que transitan por las Américas se incluyen refugiados, solicitantes de asilo, migrantes económicos, visitantes de corta duración y otras personas en movimiento. Los factores que impulsan la migración y el desplazamiento son múltiples e incluyen desastres naturales, violencia estructural, pobreza y desigualdad», agrega.

Un destino de alto riesgo para migrantes venezolanos

Recientemente fueron detenidas lanchas con migrantes en las costas del Caribe Holandés, situación que revela una «lucrativa ruta de tráfico de migrantes y trata de personas».

Un reporte de InSight Crime recordó que el 27 de septiembre, un buque guardacostas holandés detuvo dos embarcaciones con ciudadanos venezolanos.

De esas embarcaciones, la primera, con rumbo a Curazao, llevaba 14 adultos y cinco menores. El segundo bote zarpó desde Paraguaná, en el estado Falcón, intentando llegar a Aruba con 28 personas.

Además, a inicios de septiembre, la Fiscalía de Curazao advirtió sobre un aumento de casos de tráfico de menores entre Venezuela y la isla caribeña.

“Los niños traficados varían en edad entre los cuatro y los 15 años, y a menudo son transportados en embarcaciones que también llevan drogas y armas de fuego a bordo”, destacó la Fiscalía.

Para Insight Crime, aunque la atención del éxodo migratorio se centra en los horrores que se viven en el Darién, el Caribe se mantiene como una ruta de tráfico de personas donde los grupos criminales explotan a los migrantes.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba